Ramadán, El Mes de la Revelación del Corán

Islamaldia - Ha comenzado el mes de Ramadán y el sentimiento de devoción está por todas partes. Es otro placer escuchar el agradable sonido de la recitación del Corán en este mes ya que es el mes de la revelación de este Libro Sagrado.

El mes de Ramadán es la pura expresión y acercamiento con el Corán. En este mes, los hermosos efectos de recitar el Corán son más evidentes que nunca. Debido a que la frescura y la pureza espiritual de la persona que ayuna está en armonía con la profunda melodía del Corán y el deseo de leerlo se intensifica tanto que los ayunantes llegan a recitarlo varias veces al mes. Sorprendentemente, cada recitación hace que la persona se sienta fresca e ilumina su alma.

Esta es una propiedad del Corán, tal como lo dice en el versículo 23 de la Sura "Los grupos":  "Dios ha hecho descender la mejor de las palabras. Una Escritura cuyas partes se armonizan y explican unas a otras. Con ella se estremecen quienes son temerosos de su Señor. Luego, sus cuerpos y sus corazones se calman y enternecen por el recuerdo de Dios. ¡Esa es la guía de Dios, mediante la que guía a quien Él quiere! Y a quien Dios extravía, no hay quien pueda guiarle"

La atracción del Corán es tan atrayente y agradable que no solo fascina al alma, sino que convierte al recitador en un amante completo. Kenneth Greek, un erudito cristiano británico, considera la atracción del Corán como un campo magnético y los corazones como virutas de hierro. Cree que es suficiente que los corazones estén en el campo magnético del Corán para que la fuerte tensión ya no los abandone.

Se puede decir que la mayoría de las bendiciones del mes de Ramadán están relacionadas con el Corán. En este mes, los ayunantes intentan sembrar las semillas de las enseñanzas luminosas del Corán en sus corazones para crecer y desarrollarse, y finalmente tomar su fruto como alimento para el alma.  Así como en la primavera, la naturaleza y el ser humano vuelve a encontrar una frescura especial y vital, el mes de Ramadán es la primavera del Corán. Los creyentes se acercan a este Libro Sagrado y al leer, aprender y comprender sus enseñanzas están reviviendo sus corazones.

El Imam Ali (P) dice: "Aprenda el libro de Dios Todopoderoso; porque el Corán es el renacimiento de los corazones".

La característica más importante del mes sagrado de Ramadán es la revelación del Corán. Según la interpretación de los versículos, la revelación del Sagrado Corán en el corazón del Profeta de Dios (PB) tuvo lugar en este mes bendito y Muhammad encontró un breve conocimiento de todo el Corán. En el versículo 185 de la Sura "La vaca" Dios dice: “El mes de Ramadán, en el cual fue hecho descender el Corán, como una guía para la gente, como indicaciones claras de la Guía y del Discernimiento”

En la Sura "El Humo" también indica la revelación del Corán en una noche bendecida, además en el primer versículo de la Sura "El decreto" muestra claramente el momento de la revelación del Corán y describe esa noche bendita como la Noche del decreto que es mejor que mil meses y está en el mes de Ramadán. Y dice: "En verdad, lo hemos hecho descender en la Noche del Decreto"

Con respecto a la revelación del Corán, los versículos se refieren a dos tipos de revelación. Algunos de ellos hablan de la revelación repentina del Corán en la Noche del decreto y otros se refieren a la revelación gradual a Muhammad (PB) durante los 23 años de su misión profética en varias ocasiones y lugares. El libro que le fue revelado al Santo Profeta del islam es un libro de orientación donde expone las mejores instrucciones para la vida, cuyas enseñanzas son trascendentes y transregionales.

El Sagrado Corán traza el plan divino para la vida y guía del ser humano hacia un destino anhelado y dichoso. El Corán, así como pudo responder a lo que se debe y no se debe hacer en los primeros días del islam, hoy en día es dinámico y progresivo con respecto a las necesidades humanas. Dios Todopoderoso ha revelado este libro para guiar al ser humano a alcanzar la perfección y la felicidad. El Corán es la obra de revelación más duradera que ha traído una religión integral y completa a la humanidad. Es la solución a los problemas, según el Profeta (PB) que dijo: "Siempre que la ansiedad, las preocupaciones y las sediciones eclipsan a tu sociedad como piezas de una noche oscura y no encuentras una manera de resolver las dificultades, consulte el Corán y aplique sus instrucciones para la salvación"

En el mes sagrado de Ramadán, hay una atmósfera espiritual resultado de la adoración, la recitación del Corán, el sentido de convergencia y ayuda a los necesitados lo que provoca el florecimiento de las emociones y un sentido de humanidad preparando el terreno para la superación personal. Asistir al rezo comunitario, conferencias, clases de educación especiales sobre el mes de Ramadán, organizar reuniones de recitación del Corán en mezquitas y hogares son algunos de los programas más importantes que acercan a un musulmán a Dios y a la luz de estas enseñanzas y hace una gran diferencia en sus acciones. Por lo tanto, se considera que el mes de Ramadán es una de esas brisas divinas a las que uno debe exponerse cuando sopla. El Santo Profeta del islam (PB) dijo: "Por cierto que, en tu tiempo, tu Señor envía brisas. Presta atención de lanzarte a ellas en ese momento, tal vez una brisa te golpee y después nunca te verás atrapado en la miseria y la crueldad".

El Corán pide a los creyentes que se esfuercen por hacer el bien y ayudar a los necesitados. Esta invitación se manifiesta bellamente en el mes de Ramadán. Las personas que ayunan asocian su ayuno con la caridad y la empatía, creando así un puente entre ellos y el Corán y para cruzarlo de manera segura utilizan la veracidad y la iluminación de este libro Sagrado. Se afirma en el versículo 174 de Sura "Las mujeres": ¡Oh gente! Ha venido a vosotros una prueba clara procedente de vuestro Señor e hicimos descender hacia vosotros una luz esclarecedora"

Por lo tanto, el mes de Ramadán proporciona el terreno para la purificación interior, la corrección externa y el disfrute de la misericordia de Dios para todos. Estar cerca del Corán y familiarizarse con él desarrolla el pensamiento y conduce a la guía. El punto importante es que el Corán no está dedicado a una época, nación o grupo específico; en medida que se desarrolla la vida humana hasta el final de los días, este Libro Sagrado ha hablado y hablará con todos los pueblos, naciones, idiomas y nacionalidades y como el único libro celestial sin distorsiones, ha hecho que la palabra y el mensaje de Dios estén directamente disponibles para la humanidad.

En otras palabras, el Corán es como el sol que, como él, brilla en cada época y generación, en cada momento y en cada región geográfica de la tierra y los seres humanos obtienen de él tanta energía y luz como necesitan sin que su uso obstaculice la obtención de las generaciones futuras. Han pasado siglos desde la revelación del Corán, pero cada vez que los pensadores y eruditos lo miran, extraen material nuevo y un mensaje ya conocido.

El mes de Ramadán es una buena oportunidad para leer más del Corán y meditar sus versículos. Especialmente porque este mes está adornado con la virtud de que fue el mes de la revelación de los grandes libros divinos, especialmente el Corán.

El Imam Sadigh (P) dijo al respecto: "La Torá fue revelada en el sexto día del mes de Ramadán, la Biblia el duodécimo de este mes, los Salmos en el decimoctavo y el Sagrado Corán en la Noche del decreto".

Este mes es una buena oportunidad para elevar la perfección en uno mismo y en su familia. Si el ser humano puede evitar lo que no es de Dios tendrá una vida mejor en la sociedad.

Código para noticias 1452

etiquetas

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
3 + 4 =