Fátima Masuma, Modelo de la Mujer Musulmana

Islam Al Día: En el mundo siempre se habla sobre el tema de las mujeres, sus derechos y el maltrato a estas; Sin embargo, muchas de estas palabras son siempre para propagar propaganda y mentiras. El islam es una religión que considera a la mujer como un ser independiente y fuerte que con su personalidad completa ha sido transcendental en la historia y que no necesita asociaciones de apoyo para su independencia. Con motivo del aniversario del fallecimiento de Fátima Masuma, una de las mujeres modelo del islam, en esta oportunidad expondremos este tema.

Seguro que a estas alturas habrás visto muchas asociaciones y organizaciones gritando "Igualdad de género", "prevención de la violencia contra las mujeres" y consignas similares.

¿Alguna vez te has preguntado, cuál es el motivo de la creación de todas estas asociaciones y organizaciones con un único objetivo? ¿Por qué el número de estos centros aumenta día a día? ¿Qué tan exitosas son estas asociaciones en la protección de los derechos de las mujeres?

En efecto, ¿por qué debería existir una asociación de madres solteras en algunos países (incluyendo nuestra América Latina)? ¿Madres cuyos maridos las abandonan por diversas excusas y para tener una vida sin contratiempos, de repente desaparecen abandonando a su suerte a la mujer que lleva consigo un hijo suyo?

¿Son realmente las mujeres tan débiles que necesitan el apoyo de asociaciones y organizaciones e incluso de los gobiernos? ¿No han sido tan valoradas que tienen que gritar, corear y sostener pancartas en las calles para conseguir sus derechos?

Todos estos son los síntomas de una peligrosa enfermedad social que la podemos llamar " depreciación de la mujer". Una enfermedad que se ha heredado de los antepasados orientales y occidentales a las sociedades actuales. Una mujer que en los países orientales era como un elemento al margen, sin ningún papel esencial en la vida humana, e incluso en las sociedades occidentales que se consideran más avanzadas que las orientales, su género siempre fue considerado superior a su humanidad, y las estadísticas de las agresiones sexuales e incluso la creación de asociaciones de apoyo a las mujeres representan esta realidad.

Si bien, cuando miramos la historia del islam, desde el primer día hasta hoy, han habido mujeres fuertes que marcaron los sucesos históricos más importantes y tomaron la bandera de la lucha contra la opresión, sin ser consideradas un personaje débil que necesita el apoyo de asociaciones y organizaciones.

Cuando el Profeta Muhammad (la paz sea con él y su familia) fue enviado como mensajero, su esposa Jadiya, que era la mujer más rica de Arabia, creyó en él y se hizo musulmana. Como la primera mujer musulmana, se puso de pie para apoyar al Profeta (P) con su gran riqueza y sacrificó todas sus propiedades por el avance de la religión islámica y fue nombrada como una de las figuras más influyentes en la historia del Islam. El Profeta Muhammad (P) dice esto sobre ella: "Cuando todas las personas no creyeron en mí, Jadiyah creyó en mí y se apresuró a ayudarme con su riqueza".

En el año 61 de la Hégira, Yazid martirizó al Imam Husáin (la paz sea con él) con el propósito de silenciar la voz de la búsqueda de justicia y la lucha frente a la tiranía y continuar con sus opresiones, pero la presencia de la noble Zainab, la hermana del Imam Husáin en Karbala, frustró este plan de Yazid. Con sus discursos en el palacio de Yazid y también hablando con la gente, hizo que todos tomaran conciencia de las atrocidades de Yazid y completó el camino iniciado por su hermano Imam Husáin. Tal vez si no fuera por la noble Zainab, actualmente después de 14 siglos no habría rastros del Imam Husáin y el incidente de Karbala. Un evento que ha inspirado muchas atrocidades en todo el mundo hasta el día de hoy.

Y otro ejemplo histórico, es cuando en el año 200 de la Hégira, el califa de la época Mamún llevó por la fuerza al Imam Rida (la paz sea con él) de Medina a Jorasan y lo nombró príncipe heredero. En una hábil maniobra de propaganda, Mamún intentó presentar al Imam Rida (la paz sea con él) a la gente como alguien que acompaña la opresión del gobierno, aprovechándose del amor y aprecio del Imam Rida (la paz sea con él) entre la gente y así fortalecer su gobierno.

Por esta razón, la noble Masuma, con una carta secreta enviada por el Imam Rida (la paz sea con él), en el año 201 de la Hégira, junto con un gran número de sus parientes, partió de Medina a Jorasan. Durante este largo viaje, ilustró a la gente contra el gobierno opresor de Mamún en diferentes ciudades y pueblos e informó a la gente sobre la conspiración y el engaño del gobierno.

Tan pronto como Mamún se enteró de este asunto y para evitar una mayor ilustración de la noble Masuma, atacó su caravana en la ciudad de Save (ubicada en Irán y que es cercana de la ciudad de Qom) y martirizó a los hombres de la caravana. Luego de eso, la noble Masuma se dirigió a la ciudad de Qom con las mujeres de la caravana. Después de 17 días, el 11 de Rabiuz-Zani, fue martirizada en la ciudad de Qom debido a un envenenamiento causado por funcionarios del gobierno.

Fátima Masuma, Modelo de la Mujer Musulmana

También puede leer: Virtudes de la Dama de la Dignidad

Desde el punto de vista del Islam, hombres y mujeres son seres humanos y ninguno de estos es superior el uno al otro. Por esta razón, el Sagrado Corán ha mencionado los dos géneros, masculino y femenino, uno al lado del otro, y no ha considerado que ninguno de ellos sea superior o mejor que el otro, porque todos somos seres humanos.

Dios en su libro celestial, sin ninguna diferencia entre las mujeres y los hombres dice:

En verdad, para los musulmanes y las musulmanas, los creyentes y las creyentes, los obedientes y a las obedientes a las órdenes de Dios, los sinceros y las sinceras, los pacientes y las pacientes, los humildes y a las humildes ante Dios, los caritativos y las caritativas, los que ayunan y las que ayunan, los que protegen y las que protegen su sexo y los que recuerdan y las que recuerdan mucho a Dios, Dios ha preparado un perdón y una recompensa enormes. (33:35)

Una mujer musulmana, como la noble Jadiyah, la noble Zainab y la noble Masuma, tiene una personalidad independiente, con honor y dignidad, que no solo es prisionera de las lujurias de los demás, ni siquiera necesita el apoyo de ninguna asociación. Porque su estilo de vida la hace independiente.

Seyed Saíd Shahmoradi

Código para noticias 2811

etiquetas

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
7 + 11 =