publicado el: 7 abril 2020 - 20:06
El Día Mundial de la Salud

SP – Debido a la crisis que vive el mundo de hoy, este año el 7 de abril no es un día cualquiera: el Día mundial de la Salud se conmemora con más seriedad debido a pandemia del nuevo coronavirus.

En el año 1984 un 7 de abril en la Ciudad de Nueva York - Estados Unidos, se creó el primer Estatuto de la Conferencia Internacional de la Salud, presentado por la Organización Mundial de la Salud (OMS). También en junio del mismo año se celebró la primera Asamblea General de la OMS con representantes de 61 países en Ginebra. Desde entonces hasta hoy en día, cada año este día en especial se lo celebra como el Día Mundial de la Salud en diferentes países.

Cada año la Organización Mundial de la Salud (WHO, por sus siglas en ingles), elige un lema especial y este año de 2020 ha sido nombrado en honor de las enfermeras y las matronas. El lema de este año es: "Apoyar a Enfermeras y Matronas".

La Organización Mundial de la Salud decidió destacar el papel vital de las enfermeras y matronas en el abastecimiento de la salud en todo el mundo y pidió el fortalecimiento del apoyo a los enfermos y las matronas.

Las enfermeras y matronas son quienes sacrifican sus vidas por la salud de las madres, los niños, los ancianos y todos los grupos de la sociedad. Hasta el año 2030 el mundo necesitará 9 millones de enfermeras y matronas más para llegar y cumplir el lema: "Cobertura Universal de la Salud".

Lamentablemente, comenzamos el año 2020 con una epidemia llamado COVID-19, causado por una nueva cepa del coronavirus. Una enfermedad que rápidamente se extendió a la mayoría de los países del mundo y se convirtió en una pandemia.

La alta prevalencia de la enfermedad, la falta de una vacuna y un tratamiento efectivo, sumado a la falta de opciones de prevención, diagnóstico y tratamiento para esta enfermedad, junto con la muerte de jóvenes sanos, distinguen al COVID-19 de la gripe y por eso, este virus ha provocado mucho miedo y preocupación en todo el mundo.

De verdad, el virus fue una sorpresa ya que ningún país había anticipado esa enfermedad y no estaban preparados para confrontar al virus. La enfermedad comenzó en la ciudad de Wuhan en China, pero nadie estimaba su expansión global a estos niveles.

Anteriormente en 2002, otra cepa del coronavirus causó una enfermedad similar llamada SARS-COV también en China causando la muerte de 800 personas.

En 2012, otro coronavirus causó una enfermedad llamada MERS-COV en Arabia Saudí, matando a 858 personas en Asia Occidental. Esa vez y en los primeros días, se estimaba la misma expansión e intensidad de la infección en el mundo.

Pero, el nuevo coronavirus “COVID-19” parece ser bastante diferente de los otros virus. Aunque la proporción de muertes al total de infecciones en China se ha informado entre 2 a 3%,  la contaminación más grave de la cepa es un nuevo desafío que las anteriores cepas de coronavirus que infectaron a la mayoría de los países y la gravedad de esta enfermedad en algunos pacientes enfermos, que incluso han necesitado la hospitalización en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) , aun así la falta de instalaciones de salud y atención médica insuficiente ;es considerable , El desafío de investigar si el virus es de causa natural por mutaciones en la cepa anterior o por laboratorios de guerra biológica es un tema muy importante por comprobar. Esto es algo que podemos ver argumentado y por probar en los discursos de algunos funcionarios del régimen de Israel y fue planteado por Rusia y China, pero aun para hacer un comentario definitivo es demasiado pronto.

Uno de los problemas a futuro incluye la prolongación (continuación) de la Pandemia (Epidemia) y la fatiga del personal médico. Lo más importante es la escasez de enfermeras, especialmente contra un gran número de enfermos que se suma a escaseces previas y eso causa que ellas tengan que trabajar horas extras. A veces estas horas extras son tantas que el personal sanitario no tiene suficiente tiempo ni para descansar.

Además, cuidar a los enfermos infectados por coronavirus es mucho más diferente que a otros pacientes. Estos enfermos tienen problemas respiratorios agudos, como tos y disnea, y en casos más grave necesitarán la intubación: un tratamiento que produce una grave contaminación en los hospitales.

Por otro lado, no hay suficiente equipo de protección para todas las enfermeras, como ropas impermeables contra el virus y máscaras.

Para finalizar, nos referimos al resultado de un reciente estudio sobre 7000 enfermos en China que ha mostrado que después de los ancianos y las personas con enfermedades subyacentes, los médicos y las enfermeras y en total el personal médico tienen el mayor riesgo de contraer la infección del coronavirus.   

Código para noticias 436

etiquetas

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
1 + 12 =